Tensiones por el Suministro de Agua: Canal Haitiano en el Río Dajabón y la Respuesta Dominicana

0
25

La situación del canal haitiano en el río Dajabón ha generado tensiones entre República Dominicana y Haití debido a la disminución en el suministro de agua. El canal, que fue diseñado para abastecer zonas agrícolas en Juana Méndez, ha experimentado una reducción significativa en su caudal de agua, lo que ha generado preocupación en el lado haitiano.El pasado martes 27 de marzo, la terminación del canal haitiano en el río Masacre fue anunciada, lo que generó una respuesta inmediata por parte del Gobierno dominicano. Este aseguró, a través de sus autoridades del sector hídrico en la provincia, que el bombeo del agua del río en La Vigía estaba garantizando el suministro a los dominicanos.Sin embargo, imágenes compartidas en redes sociales de medios haitianos este Viernes Santo mostraron la reducida cantidad de agua en el canal, acompañada de sedimentos de arena. Una publicación de @haytiens mencionó que “los dominicanos han reducido el caudal del río hacia el Canal de Haití, casi secándolo”. Además, mostraron un tractor que, supuestamente, sería utilizado para revertir los daños ocasionados al canal por las autoridades dominicanas. En respuesta a estas denuncias y acusaciones, el Gobierno dominicano reafirmó este Viernes Santo que las bombas instaladas estaban provocando que el canal haitiano “se seque lentamente”. Juan Carlos Nova, director de operaciones del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos (Indhri), explicó que el sistema de bombeo había estado previsto desde septiembre-octubre y que ya se había contemplado la situación actual durante la intervención en el canal.Nova detalló que el sistema de bombeo dominicano había provocado un agotamiento de los caudales de aguas abajo, afectando seriamente la operación del canal haitiano. Esto se debe a la falta de agua en la parte alta del río, donde están instaladas las tres bombas de bombeo.El bombeo actual del sistema construido por técnicos dominicanos equivale a más de 200 litros por segundo, lo que indica una intensa actividad para garantizar el suministro de agua en territorio dominicano.

El funcionario también mencionó que el Indrhi está realizando estudios en varios puntos del río Dajabón para confirmar otras cantidades de suministro. Es importante destacar que ambas naciones están dialogando para resolver esta situación de manera diplomática y buscar soluciones que aseguren el suministro de agua para ambas poblaciones. El manejo compartido de recursos hídricos y la cooperación entre países vecinos son fundamentales para mantener la estabilidad y el desarrollo en la región.